LINK PARA ESCUCHAR LA RADIO POR INTERNET:

martes, 28 de abril de 2015

Piden relocalizar una papelera que contamina en un barrio residencial

Está ubicada desde hace 40 años en Don Torcuato y fue clausurada por volcar líquidos nocivos. El Municipio le endilga la responsabilidad a la Provincia, mientras que ya se juntaron 500 firmas para el petitorio.  Humo y olor a rancio son moneda corriente.

Una papelera en pleno barrio residencial, que contamina el agua potable, genera fuertes ruidos por las noches y destila humo y un fuerte olor rancio, es el centro de las quejas de vecinos de Don Torcuato, que ya juntaron 500 firmas para pedir su relocalización. Pero además, en 2008 fue clausurada por volcar en sus aguas líquidos sin tratamiento adecuado en el Río Reconquista.

Según los vecinos, la planta -ubicada en Burgos 1380, casi Guayaquil- aún tiene “numerosas irregularidades” que fueron muchas veces denunciadas. “El agua de las casas ubicadas en la calle Guayaquil, donde está la papelera, no es apta para el consumo humano”, asegura Lorena Carassai, una de las vecinas que inició hace dos meses la junta de firmas. Y muestra un estudio del agua que hicieron los propios vecinos -pagándolo de manera particular- en la que se indica que el agua “no es químicamente potable”.
“Es terrible caminar por acá, respirás todo el tiempo alquitrán”, dice. Cuenta que ese fue uno de los principales motivos que la llevó a investigar sobre la papelera, de donde se ve cómo exhala un humo negro desde sus chimeneas, que no sólo provoca un fuerte olor nauseabundo, sino que además afecta la respiración. “Los muebles tienen una capa de pelusa blancuzca, nosotros respiramos esos restos de papel”, señala. Habla además de “contaminación sonora”, que también se desprende de un estudio que hicieron algunos vecinos porque “a la noche no podían dormir por los ruidos”, y agrega otras denuncias, como “la aparición de ratas, incendios, caídas de los paredones, chapas sueltas que golpean con el mínimo viento, motores y explosiones varias”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario:

Archivo del blog